Saltear al contenido principal
+34 881 973 098 info@inkfactorytatuajes.com

Sabes como empezo?….. Historia del piercing p.2


El piercing del labio es el más común en las culturas tribales. Solo dos tribus en África usan aros para realizar esta prática el resto la lleva a cabo con labrets ( barra terminada en bola ) o platos.
La tribu de los Dogones anillaban sus labios para representar la creación del mundo , en su mitología, la diosa Noomi enlazo un hilo entre sus dientes y al sacarlo creo el mundo.
En otras culturas, el piercing del labio, es un ritual de matrimonio, las mujeres de la tribu Makolo, llevan chapas en su labio inferior para ensalzar su belleza, a menudo son insertadas por su fututo esposo, como rito de compromiso seis meses antes de la ceremonia, y el tamaño deste correspondrá con la honra que tenga la mujer para otorgarle a su marido


En el antiguo Egipto, este piercing era signo de pertenecer a la realeza, solo el faraón estaba autorizado para llevar este piercing y cualquier otro que fuera visto con el tendría que ser ejecutado.
Un milenio después, cuando los vikingos adquirieron conociemiento deste, se convirtió en una moda pese a ser considerado un escandalo por la similitud que ellos le encontraban con una vagina.
Este piercing siguió arrastrando tabúes hasta que en los 90,Christy Turlington apareció con uno en una pasarela de moda en Londres. Naomi Campbell y Madona rápido siguieron este ejmplo, siendo este a día de hoy uno de los piercings más famosos de nuestra era.

En la antigua Roma , los hombres perforaban sus pezones para así demostrar su virilidad y su compañerismo con otros hombres , mucho después fue cuando se convirtió en una práctica de mujeres también .
A mitades del siglo XIV, la reina Isabella de Francia creó » Prendas del gran escote», prendas con el cuello muy bajo , a veces hasta el ombligo, con lo que los pezones solían salirse de la tela del vestido, por lo que, el piercing del pezón se convirtió en la joya perfecta para combinar con ses tipo de vestidos.
En los 90 , el piercing del pezón resurgió en la revista Vogue, mostrandose como perforaciones muy caras, pero con cualidades muy satisfactorias para contribuir a la excitación de las mujeres de clase alta . Según una reportera de la época del boom del piercing del pezón, este se aleja totalmente de lo doloroso u incomodo, siendo su ligero roce o movimiento una sensación totalmente placentera.

Volver arriba